Ah amigos: no olviden superserotoninarse.

superraton

No sé si se acuerdan de Super ratón, aquél superhéroe de terrytoons que debía sus superpoderes a la alimentación, y que concluía siempre sus historias con un consejo para todos: No olviden supervitaminarse y mineralizarse!

Dado que los índices de prevalencia de los trastornos mentales van aumentando en nuestra sociedad, y que gran parte de la sociedad anda perdida buscando “la felicidad”, creemos razonable reforzar el consejo de super ratón, con un fuerte: no olviden superserotoninarse.

¿Por qué serotoninarse?

La serotonina, conocida como la hormona del placer o de la felicidad, juega un papel fundamental en la regulacion del estado de ánimo, la respuesta sexual y en la inhibición de la agresividad y la ira, entre otras funciones.

La falta de serotonina se relaciona directamente con los trastornos del estado de ánimo, entre los que se encuentra la Depresión.

Igual que superratón obtenía sus superpoderes del tipo de alimentación, nosotros podemos también conseguir un aumento en la producción de serotonina mediante la adquisición y mantenimiento de unos sencillos hábitos saludables, que nos van a proporcionar el bienestar que necesitamos. Veamos algunos ejemplos:

Deporte: La práctica habitual de deporte (correr, caminar, bicicleta, natación…) genera endorfinas y nos libera del exceso de estrés y de la ansiedad. El verano del sur de europa nos ofrece unas inmejorables condiciones climáticas para la práctica de deporte al aire libre… y lo mejor de todo… es un dispensador de serotonina GRATIS!. Eviten la práctica del deporte en horas de máximo radiación solar.

Técnicas de relajación: La respiración abdominal, la meditación y actividades como el yoga o el Taichi ayudan a nuestro cuerpo y mente a encontrar el equilibrio adecuado. Una respiración lenta, acompasada y profunda genera una buena dosis de serotonina, al tiempo que vencemos ansiedad, estrés y miedos. Puedes dedicar 5 minutos a encontrar un espacio tranquilo en el que concentrarte en tu respiración. Prácticalo tres veces al día y descubre el cambio.

Toma el sol: Evitando las horas de máxima radiación solar, el resto del día, el sol nos ayuda a generar serotonina. 15-20 minutos diarios serán suficientes para conseguir tus objetivos.

Duerme 7-8 horas: Aunque algunos presumimos de dormir poco (5 horas), la realidad es que a medio y largo plazo, la falta de sueño afecta al cerebro y a nuestra salud mental. Un ciclo de sueño regular, y una buena dormida de 7 horas, y una siestecilla de 1 hora por la tarde, van a mejorar nuestro rendimiento en la generación de serotonina.

Haz el amor y no la guerra: La práctica sexual es un gran generador de serotonina. Practicar el sexo diariamente es una garantía de cohesión en la pareja. Cuando no se tiene pareja, es una buena forma de conocer a otras personas.;). No busques excusas para no practicar el buen sexo durante 1 o 2 horas diarias. Un buen masaje puede ser también igual de beneficioso.

La lectura, el cine, conversar, ….: siempre que las historias que nos evoquen sean agradables estaremos en el camino de la segregación de serotonina.

Aliméntate de manera saludable: 

  • Las frutas y verduras de temporada son un buen alimento serotoninérgico.
  • Los garbanzos ayudan a la generación de triptófano (precursos de la serotonina).
  • El chocolate negro o las trufas de chocolate negro (sin abusar) ayudan a la segregación de endorfinas y serotonina. Sin llegar a ser “el sustituto del sexo” tal y como popularmente se comenta, sí que es cierto que supone un complemento ideal.
  • Pescado azul: su alto contenido en Omega 3, ayuda a la sintetización de serotonina. Ya sabes: boquerones, sardinas, anchoas.
  •  Frutos secos: no hay que pasarse porque tienen un alto índice calórico. Sin embargo, su contenido en Omega 3 hacen de los frutos secos (almendras, avellanas….) unos buenos “serotoninadores”.

Bien amig@s, hasta aquí esta entrada. No olviden superserotoninarse. Es fácil y barato. No hay excusas. 

 

Acerca de Baltasar Santos

Licenciado en Psicología, post grado en mediación, y máster en psicología forense. Curioso y en constante aprendizaje. Me encanta impartir clases, las TIC, pero sobretodo soy un apasionado de las personas. y disfruto aplicando psicología y formación para el desarrollo de personas y organizaciones.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s